En la antesala del 8 de Marzo la CUT reivindica el derecho a huelga de las mujeres

“Negarse a  reconocer el derecho a la lucha de las mujeres trabajadoras y la lucha del movimiento social y feminista hoy día, es negar la historia de todas las mujeres del mundo, no solo las de este país”. Así respondió la vicepresidenta de la Mujer e Igualdad de Género de la CUT, Julia Requena, a los cuestionamientos de autoridades como la ministra de la Mujer Isabel Plá  y a las declaraciones del decano de la Facultad de Ciencias de la USACH, Hernán Henríquez quien calificó como “el colmo de lo ridículo” la Huelga Feminista convocada para este 8 de Marzo,  agregando que gustoso apoya conversar la situación de las mujeres  pero “en torno a un jugo Watts y un alfajor”.

Las mujeres trabajadoras nunca vamos a pedir permiso para hacer un Paro (…). Es la rebeldía sana de las mujeres de poner los temas ante la opinión pública y evidenciar los hechos de violencia que vivimos. Y para eso, no necesitamos permiso. No habrá nada ni nadie que nos podrá prohibir el querer avanzar y defender los derechos de todas las mujeres de Chile y del mundo. ¡Basta de ningunear a las mujeres!”, puntualizó Requena en parte de su discurso en el marco de las actividades que, este jueves 7 de marzo, organizó la CUT para conmemorar el Día Internacional de la Mujer Trabajadora y que partió con un conversatorio en el que, entre otros temas, se abordaron los avances y desafíos en materia de reducir las brechas de desigualdad de género que persisten en el mundo del trabajo.

En la jornada, realizada en el salón Manuel Bustos de la CUT e inaugurada por la presidenta de la CUT, Bárbara Figueroa, participaron dirigentes de organizaciones sindicales y diversas autoridades como una delegación de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), encabezada por el director regional para el Cono Sur,  Fabio Bertranou y dirigentas de partidos políticos encargadas de temas de género como Karina Delfino (PS); Marcia Millaqueo (PRO),  Yolanda Pizarro y Pía Castelli (PPD), Jacqueline Castillo (PR) y Claudia Pascual (PC).

En la oportunidad, la oficial de Programación de la OIT Cono Sur, Patricia Roa dio a conocer las principales conclusiones del reciente informe del organismo: “Un paso decisivo hacia la igualdad de género: En pos de un mejor futuro del trabajo para todos”  https://www.ilo.org/wcmsp5/groups/public/—dgreports/—dcomm/—publ/documents/publication/wcms_674751.pdf. Roa señaló que si bien han habido pequeños avances, “las malas noticias” persisten: En promedio, a nivel mundial, las mujeres perciben un 20% menos de remuneración que los hombres; las mujeres tienen un 26% menos de acceso al empleo que los hombres. Las mujeres dedican en promedio 4,25 horas al día al trabajo de cuidados no remunerados; los hombres solo 1,23 hora al día. La penalización en el empleo vinculada con la maternidad aumentó un 38,4% entre 2005 y 2015. Y se derriba el mito de que las mujeres no trabajan porque no lo desean: el 69,8% de las mujeres prefieren tener un trabajo remunerado. Se estima que para reducir estas brechas, podrían pasar 70 años más. De ahí que el llamado de la OIT es a ser “valientes, decididas y rápidas” para acortar estas brechas, desafío en el que el sindicalismo juega un rol vital.

También la OIT recordó que está en discusión en el seno del organismo, la redacción de un nuevo convenio que se adoptará (N° 190) sobre “Violencia y acoso en el mundo del trabajo”, haciéndose cargo así de esta problemática que hoy se está visibilizando su real magnitud. En estos debates, la OIT destacó la participación de dirigentes de la CUT.

El programa continuó con la presentación del libro “No somos nanas” que relata la trayectoria y  lucha de la presidenta de la Federación de Trabajadoras de Casas particulares, Ruth Olate. La autora del libro, Camila Sáenz, destacó la figura de Olate quien llegó hasta la OIT luchando para que se regularizada el trabajo doméstico y su lucha también por “erradicar la palabra ´nana´ porque no son ´nanas´ de nadie, son mujeres trabajadoras”. El senador Alejandro Guillier llegó a saludar a la Olate depositando en ella “mi adhesión y saludo al Día de la Mujer Trabajadora por su consistencia, generosidad y, sobre todo, dignidad para enfrentar incluso sus adversidades sin dejarse derrotar”.

El día culminó con una marcha desde la sede de la Central hasta la Plaza de la Constitución. Allí al pie de la estatua de Salvador Allende colocaron una ofrenda floral con fotografías de mujeres que a lo largo de la historia de nuestro país, se destacaron por su lucha en distintos ámbitos de la sociedad en defensa y profundización de derechos sindicales, políticos, humanos, sociales tales como  Teresa Flores, María Rozas, Elena Caffarena, Eloísa Díaz, Gladys Marín, Carmen Lazo, Rosita Renard, Delia Matte, Fresia, Margot Dulhalde, Ana González y Sola Sierra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *