Noticias

Ratificar el TPP-11 sería un grillete impuesto por las transnacionales

En el programa “La Internacional” de Radio Recabarren, se analizaron las nefastas implicancias del “Tratado Integral y “Progresista” de Asociación Transpacífico” conocido como TPP-11, cuya ratificación la está impulsando el Gobierno de Chile ante el Parlamento.

El capítulo, transmitido el pasado 11 de diciembre, tuvo de invitadas a María Cecilia Bartholin y Camila Montecinos ambas de la plataforma ciudadana “Chile mejor sin TLC”.

“El engaño del TPP-11”: capítulo del programa La Internacional de Radio Recabarren

Coincidiendo en que Chile ya tiene muchos TLC, por lo tanto, ratificar el TPP -11 no tiene sentido, a lo largo del programa las expertas fueron desgranando los alcances que tendría para el país su ratificación, peor aún si se amarra antes de tener una nueva Constitución Política.

Montecinos explicó que el TPP-11 es un Tratado de Libre Comercio (TLC), pero: “Es un Tratado que de Libre Comercio tiene, prácticamente, el puro nombre”, aclarando que los TLC: “consisten en no cobrar impuestos a las importaciones y exportaciones. Y aquí, prácticamente todo entra al país sin impuestos o con un impuesto muy bajo […] Y hace muchos años que Chile tiene eso, ya no puede abrirse más al libre comercio. No necesita Tratados de Libre Comercio porque ya lo entregó todo”.

Sin embargo, puntualizó, que ahora con los TLC ya no se busca: “…rebajar los impuestos sino lo que buscan es entregar privilegios, extremos en muchos casos, a los capitales extranjeros que invierten en el país”. En ese sentido, agregó que el nivel de garantías que les otorgará el TPP-11, es de tal magnitud que: “Todas las reformas que quisiéramos hacer (el fin de las AFP, de las Isapres, educación gratuita, la nacionalización del agua, etcétera), todo eso que queremos cambiar con una nueva Constitución sería prácticamente imposible si firmamos el TPP-11 porque el tipo de privilegio que están pidiendo las empresas nos impediría hacer esos cambios”.

Camila Montecinos de “Chile mejor sin TLC”

Es por ello que calificó el TPP-11 como: “…una especie de grillete, porque ya ni siquiera es un candado. Nos amarra de pies y manos de la peor forma en relación a los cambios que queremos hacer”.

En tanto Bartholin, precisó que Chile ya tiene TLC con cada uno de los once países involucrados en el TPP- 11, subrayando que este último – a diferencia de los otros tratados- se alza como un Tratado “Supra Constitución”.

En esa perspectiva, explicó que en el marco del funcionamiento protocolar que se activará una vez sea firmado por los once países, se constituirá una Comisión en la cual: “…se va a renegociar, pero se va a renegociar en favor de los grandes capitales”.

María Cecilia Bartholin de “Chile mejor sin TLC”

Y, justamente al estar al servicio de los grandes capitales, cualquier cambio que quiera hacer el país -ya sea en leyes, en la Constitución, por ejemplo, en el tema de Salario Mínimo- lo tendrá que consignar en un sitio web –especialmente dispuesto por la Comisión- de tal manera que el resto de los miembros del TPP-11 pueda hacer sus observaciones sobre las modificaciones que pretende hacer el país. No obstante, será cada poder económico transnacional, a través de sus países, quienes harán dichas observaciones. Y Chile tiene que tomar esas observaciones y tenerlas en cuenta a la hora de hacer una ley: “…porque de no hacerlo, lo pueden demandar”.

Pero lo más grave aún es que: “Solo las grandes transnacionales o los inversionistas privados pueden demandar al Estado; el Estado no puede demandar a ningún inversionista por no cumplir, por ejemplo, las leyes medioambientales que tiene Chile”.

  • Revive acá transmisión de La Internacional conducido por Tamara Muñoz, vicepresidenta de Relaciones Internacionales de la CUT